miércoles, 10 de agosto de 2016

Cronología, no exhaustiva, de los 50 primeros años de historia de la goleta canaria "Bella Lucía" (1881-1931).

Se adjunta a continuación una breve cronología relativa a los primeros 50 años de la extensa historia marítima de la goleta canaria “Bella Lucía”. Se entremezclan hechos relevantes de aquellos años en los que la embarcación se dedicaba al transporte de mercancías y pasajeros, al cabotaje. El listado de  hechos que a continuación se desarrolla acaba cuando el pailebot cambia su actividad para ser utilizada en faenas pesqueras.


Foto cortesía de Fredy Tabares González. La goleta canaria "Bella Lucia" en la actualidad, después de haber sido restaurada.

  • 20 de octubre de 1881. Se bota al agua el pailebot “Bella Lucia”.
  • El 23 de diciembre de 1881, Don Pedro del Castillo Westerling firma el registro de la “Bella Lucia” con el folio 31 de la segunda lista de la matrícula de Las Palmas (barcos de cabotaje). El registro rezaba, “…Fue construido este buque en este astillero y con maderas del país por el maestro constructor Don Manuel Marqués y se botó al agua el día 20 del actual habiendo sido arqueado el 7 de noviembre último con arreglo al Reglamento de 2 de diciembre de 1874 resultando medir: eslora, 23.04 metros; manga de fuera áfuera, 6.46 metros; puntal, 2.72 metros, y tener las toneladas siguientes: Tonelage, total , 85.80; correspondiente a los descuentos, 4.29; neto, 81.51. Siendo el valor del buque el de diez y ocho mil setecientas cincuenta pesetas…” El primer dueño de la embarcación fue Don Vicente Delgado Vera vecino de Las Palmas de Gran Canaria. La señal distintiva o numeral, como se refería en la época, era la HDSL.
  • Por escritura pública otorgada el 23 de octubre de 1889, Don Vicente González López, vecino de Santa Cruz de Tenerife, compra a Don Vicente Delgado Vera la “Bella Lucia” por 27500.- pesetas.
  • El 22 de febrero de 1890 arriba la “Bella” a Santa Cruz de Tenerife desde Mogador con un cargamento de maíz y habas. El consignatario de la época era Don Juan Cumella.


Registro de Buques de Las Palmas. Vista parcial de la Hoja de Asiento de la "Bella Lucia". 1881.

  • El 22 de septiembre de 1891 llegaba el pailebot a Santa Cruz de Tenerife con un cargamento de sal y habas procedente de Sevilla y Mazagón (Huelva).
  • El 28 de julio de 1894, Don Vicente González López vende la mitad de la embarcación, a un precio de 10000.- pesetas a Don Juan Suárez Rodríguez, vecino de Gáldar, Gran Canaria.
  • El 22 de mayo de 1899 llegaba la “Bella Lucia” al puerto de Santa Cruz de Tenerife desde Sevilla con un cargamento de aceite y otros artículos nacionales.
  • Tres de enero de 1901: Don Juan Suárez Rodríguez vende su parte de la embarcación a Don Vicente González López.
  • El 15 de febrero de 1901 el periódico de Tenerife “La Opinión”, se hace eco del siguiente traslado De Gran Tarajal, en la isla de Fuerteventura, llegaron ayer treinta y tres pasajeros en el pailebot Bella Lucía que condujo también gran número de camellos, mucho ganado lanar y vacuno y no pocas aves.”
  • El 27 de septiembre de 1902 el Diario de Las Palmas publicaba.En la mañana de ayer se desembarcó en este puerto, del pailebot Bella Lucia que procedía de  Fuerteventura, un pobre loco por lo visto bastante furioso. Al llegar al muelle empezó a buscar camorra y molestando a todo el que encontraba al pasó se dirigió a las playas de Las Canteras penetrando en una fábrica donde estaba en aquel momento en cuclillas tomando unos niveles el maestro D. Agustín Jaizme. El loco se apoderó de una asada que había allí cerca y la descargó sobre la cabeza del Sr. Jaizme ocasionándole una grave herida que pudo costarle la vida. El loco quiso seguir acometiendo pero los operarios de la fábrica lo acorralaron arrojándole piedras, hasta qué se apoderaron de él varios agentes de la autoridad. Esperamos que la autoridad competente averigüe con qué autorización trajo a este puerto el patrón de la Bella Lucia al referido loco para que se exija a la responsabilidad a quien la tenga.”
  • El 6 de junio de 1903, Don Vicente González López y su hija, a la cual pertenecía una cuarta parte de la “Bella Lucia”, venden a Francisco Manrique de Lara, Fernando Ramos Ponce y Matías García Hernández el pailebot, siendo los nuevos porcentajes de propiedad, ½, ¼ y ¼ respectivamente.
  • En la madrugada del 2 de julio de 1908 se produce una colisión entre embarcaciones dedicadas al cabotaje insular. El “Diario de Las Palmas” del 3 de julio incluía la noticia: "Al telegrama que ayer nos dirigió nuestro corresponsal en Agaete relatando el choque do los pailebots La Rosa y Bella Lucia, que motivó la pérdida completa del primero quedando el segundo averiado, podemos añadir hoy los siguientes detalles que recogemos del relato que nos ha hecho un pasajero de la Bella Lucía llegada ayer tarde a esto puerto. A la una, próximamente, de la mañana de ayer, navegaba, frente a la costa de Gáldar, la goleta Bella Lucía con rumbo a Las Palmas, marchando La Rosa en sentido contrario, es decir, con rumbo a Agaete. Ambos buques  se vieron desde mucha distancia, pero el patrón de cada uno esperaba a que el otro maniobrara para evitar el encuentro. En tal situación se fueron acercando hasta que se verificó el choque sin haber hecho maniobra ninguno de los buques. La Bella, Lucía abordó a La Rosa por la popa, quedando ligados, bastante tiempo, ambos buques, hasta que el segundo empezó a hundirse, desapareciendo totalmente bajo las aguas. Los tripulantes de la Rosa echaron al agua una lancha haciendo rumbo a Agaete, menos uno de aquéllos, que se trasbordó al pailebot Bella Lucía en el momento del  abordaje, llegando ayer a este puerto en el expresado buque. La Bella Lucía había salido de Agaete con un cargamento de huacales de plátanos y varios sacos de cochinilla. El buque resultó con el botalón completamente destrozado. Por esta Comandancia de Marina ha empezado a instruirse sumaria."
  • El periódico “La Provincia” de 4 de julio incluía la siguiente nota: “El pailebot la Rosa, echado a pique en la madrugada da anteayer frente a las playas de Gáldar,  por la Bella Lucia, tenía sesenta y cinco toneladas y había costado 30.000 pesetas. Hoy valía de 15 a 20 mil. Era uno de los mejores y más antiguos pailebots de la matrícula de Gáldar que se dedicaban al cabotaje entre islas. Perteneció a D. Antonio de Armas, de Agaete, y hoy eran sus dueños D. Gregorio Trujiilo, D. Manuel Álamo, patrón de la Bella Lucia, y sus hermanos. La Bella Lucia es un barco más moderno, de 81 toneladas. En el choque con la Rosa se le destrozó el bauprés, el bote que llevaba a bordo y el botalón. Con estas averías, reparadas  provisionalmente frente a Gáldar, pudo llegar con los tres pasajeros que traía de Agaete y el cargamento de plátanos y treinta sacos de cochinilla, a este puerto de refugio, donde entró remolcado. Ayer mismo empezó a sufrir las necesarias reparaciones.”
  • El 30 de diciembre de 1908 la Autoridad Marítima permite que el buque transporte un máximo de 18 pasajeros “entre islas”.
  • El 6 de julio de 1909 parte del puerto de Agaete el pailebot hacia Santa Cruz de Tenerife con pasajeros y ganado.
  • El 21 de noviembre de 1910 se reconoce la embarcación y se encuentra en buen estado.
  • El lunes 11 de enero de 1914 fondea en la rada de Santa Cruz de Tenerife, procedente de Las Palmas, la “Bella Lucia” con un cargamento de petróleo y ganado vacuno.
  • El 27 de febrero de 1914, el periódico “La Provincia” citaba “Ante noche hubo un accidente marítimo a unas tras millas de distancia de la playa del Confital, situada al S. 0. De la Isleta. A las seis de la tarde levó anclas en el puerto de la Luz y montó la Isleta con rumbo a Santa Cruz de Tenerife el pailebot da esta matrícula «Ei Pájaro», De Agaete venia navegando en demanda del Puerto de la Luz el pailebot “Bella Lucía”, propiedad de D. Francisco Manrique de Lara. Hacia la a nueve de la noche, poco más o menos, se abordaron ambos buques, sin que hayamos podido averiguar la causa de ello. El choque fue violento. Sufrieron ambos veleros averías de importancia,  La «Bella Lucia:», goleta antigua, pero de sólida construcción perdió el palo de proa y el botalón. Arribó a la playa del Confital. y en las primeras horas da la mañana pidió auxilio, que le fue dado. El «Pájaro» arribó a Agaete, haciendo agua. No hubo, afortunadamente, desgracias que lamentar."


Archivo Naval de Canarias. Uno de los pocos roles que se conservan de la embarcación "Bella Lucia". 1916.

  • El 29 de marzo de 1916 se reconoce la embarcación por parte del perito inspector Emilio Suárez Fiol con el fin autorizar el transporte de pasajeros en viajes menores a 60 horas de duración. La embarcación tenía el material de salvamento siguiente, en buen estado: una lancha de 9.14 metros cúbicos de capacidad para 30 personas, un bote pequeño de 1.04 metros cúbicos de capacidad para 4 personas, 23 chalecos salvavidas, siendo la capacidad de la cubierta capaz para 26 pasajeros, motivo por el cual se permite llevar 24 pasajeros siempre que se dispongan chalecos para todas las personas a bordo.
  • El 5 de septiembre de 1916 el Perito Inspector Vicente Vallino reconoce la embarcación en Santa Cruz de Tenerife.
  • El 2 de diciembre de 1916 el rotativo “El Progreso” de Tenerife destapa un supuesto caso de colaboración y suministro de bencina, petróleo y otras mercancías destinadas a buques y submarinos alemanes en el Puerto de Santa Cruz de Tenerife y en alta mar. El periódico acusa al patrón de la embarcación “Bella Lucia”, Don Rafael Sosa, y al patrón de una falúa portuaria, el alemán Don Conrado Vogt, como artífices del tráfico o contrabando, suministrando mercancías sin pasar por los trámites obligados por las autoridades, un correcto despacho y sin cumplir las ordenanzas municipales relativas a sustancias inflamables. Se detalla que la posición de fondeo de la “Bella” favorece los intercambios. El patrón del pailebot declara desafiando a quién encuentre una caja de petróleo en su barco (ofrecía 10000.- pesetas) y las Autoridades de Marina advierten que tomarán las medidas necesarias para mantener la neutralidad española en la Primera Guerra Mundial.


Archivo Naval de Canarias. Uno de los pocos roles que se conservan de la embarcación "Bella Lucia". Alimentación de la tripulación. 1916.
  • El 6 de marzo de 1917, en Las Palmas de Gran Canaria, Vicente Vallino  le “tomó las medidas necesarias para el trazado del disco de máxima carga”.
  • El 14 de noviembre de 1917, en Agaete, Gran Canaria, y ante el notario y abogado de Guía don Salvador García se vende la “Bella Lucía” a los comerciantes Don Martín Saavedra Ramos y Don Mariano Morales Martel. El precio de compra se elevó a 20000.- pesetas.
  • Ocho de marzo de 1918. Se embarca como Capitán del pailebot el capitán de la marina mercante Don Francisco Jordán.
  • El 2 de mayo de 1918 el capitán de la “Bella Lucía” encuentra un objeto flotante, al parecer una mina, hecho que comunica a la Comandancia de Marina. Estaba en la posición 33° 9’ de latitud norte y 4° 35’ longitud oeste del meridiano de San Fernando, tal y como rezaba la prensa de la época.
  • En la portada de la Gaceta de Tenerife de 1 de junio de 1918 aparece la siguiente nota: “Acaba de tomar el mando del hermoso clíper «Bella Lucía», el ilustrado y experto capitán de la marina mercante don Horacio L. de Vera. Este buque qué pertenece a don Maríano Morales,  acreditado comerciante del Puerto de la Luz y hace un servicio regular entre Las Palmas y Sevilla, para donde zarpará en breve.”
  • El 14 de agosto de 1918 la “Bella Lucia” se encontraba descargando sal en el Puerto de Santa Cruz de Tenerife.
  • El 25 de noviembre de 1918 zarpa el pailebot del Puerto de La Luz hacia Sevilla con un cargamento de “Hierro Viejo”.
  • El 28 de marzo de 1919 el Maestro Mayor de bahía de Las Palmas de Gran Canaria reconoce la embarcación a flote, debiendo reconocerse en el plazo de un año.


Archivo Naval de Canarias. Uno de los pocos roles que se conservan de la embarcación "Bella Lucia". Entradas y salidas de la embarcación en 1919.
  • El 2 de junio de 1919 se informa en “La Provincia” la llegada de la “Bella” desde Sierra Leona.
  • En Las Palmas de Gran Canaria, el 22 de julio de 1919, y ante el notario Don Luis Suárez Quesada, Don Martín Saavedra Ramos vende su parte a Don Mariano Morales Martel.
  • El pariodico “La Provincia” de 26 de agosto de 1919 se hace eco de la llegada del pailebot desde Guinea Bissau.
  • El 20 de noviembre de 1919 el periódico “El Progreso” de Santa Cruz de Tenerife se hace eco del mal tiempo reinante en la última travesía de la “Bella Lucía”: “Procedente de Valencia llegó ayer tarde el pailebot Bella Lucia, trayendo mercancías para esta capital y Las Palmas. Durante el viaje fue sorprendido este barco por un fortísimo temporal, que le produjo algunas averías. Las olas le arrancaron la cocina, le llevaron parte del cargamento; y las bandas, por sobre  cubierta, tuvieron que ser abiertas para que la enorme cantidad de agua que entraba en el buque pudiera salir.”
  • El 20 de diciembre de 1919 Don Mariano Morales Martel vende la “Bella” a Don Rafael Trujillo Álamo, vecino primero de Agaete y después del Refugio, de la calle Padre Cueto, en Las Palmas de Gran Canaria. El precio de compra también era de 20000.- pesetas.
  • El 14 de marzo de 1920, en Santa Cruz de Tenerife, la Administración Marítima le fija la marca de francobordo a la embarcación.
  • Nueve de mayo de 1920. Se le instaló un motor marca “Wolverine”, motor que consumía, según el Registro de buques, petróleo refinado, de 350 rpm y 25 caballos de potencia. Costó 7000.- pesetas y la mano de obra de montaje 1845,68.- pesetas.
  • El 16 de noviembre de 1920 se ofertaba en la prensa la “Bella” para su navegación a los puertos del sur de la isla de Tenerife con su flamante motor recién instalado.
  • 10 de diciembre de 1921. El pailebot “Bella Lucia” aporta 5 pesetas a la suscripción del aguinaldo del marinero que trabaja en la costa de África, campaña gestionada por la Comandancia de Marina.


Archivo Naval de Canarias. Uno de los pocos roles que se conservan de la embarcación "Bella Lucia". Entradas y salidas de la embarcación en 1922.
  • El 15 de enero de 1923 el pailebot transportaba numeroso ganado vacuno desde Agaete para su consumo en la ciudad de Santa Cruz de Tenerife.
  • El domingo 29 de julio de 1928 se celebró una regata en el Puerto de La Luz. “El domingo último, por la mañana, se celebró en el puerto de La Luz una regata de embarcaciones a vela—balandros y pailebots—saliendo las inscriptas de la boya situada en las inmediaciones del antepuerto, previos las señales de ordenanza. Tomaron parte en la misma los balandros y pailebots siguientes: Los balandros "Ma.ría de la LUZ", "María de la Candelaria", Guayarmina"; la balandra "Tres hermanas", y los pailebots "Cotillo Oliva", "Pepita", "Bella Lucía" y "Enriqueta", gobernadas por sus patronos y marinería. Seguía a las embarcaciones la falúa de la Comandancia de Marina, con el Jurado. El recorrido era del antepuerto a la desembocadura del barranco de Jinámar. Las embarcaciones llevaron viento favorable y buena mar. Entre el pailebot "Bella Lucía" y el "Enriqueta" se corrió el premio principal, de los diversos premios que en metálico se otorgaron. Este consistió en quinientas pesetas, que ganó el "Enriqueta", descalificándose al "Bella Lucía", por intentar auxiliarse del motor, siendo, como ya hemos dicho, esta regata de embarcaciones a la vela. Correspondió el premio de ciento cincuenta al pailebot "Cotillo Oliva"; y al "Pepita", uno de cien.” citaba la “Gaceta de Tenerife” de 1 de agosto de 1928.
  • 27 de noviembre de 1930: anotaciones en la Hoja de asiento emitida con la fecha citada muestran que el desplazamiento máximo de la embarcación se elevaba a 195 toneladas y la carga máxima, 120 toneladas. El francobordo de verano asignado era de 578 milímetros. El calado máximo a popa alcanzaba 2.75 metros y a proa 1.55 metros.
  • El 6 de abril de 1931 pasa a la tercera lista de la matrícula de Las Palmas, como embarcación de pesca. Le asignaron el folio 1354. 
10/08/2016. DRZ

Agradecimientos a  Fredy Tabares González.

Bibliografía:

Jable. Archivo de Prensa Digital de la ULPGC.

Registro de Buques de Las Palmas.

Archivo Naval de Canarias.


2 comentarios:

  1. hace 20 años tuve el placer de navegar con este magnifico barco por 2 años es una maravilla que aun este a flote

    ResponderEliminar